Tres increíbles proyectos que combinan arte y tecnología

Hoy el arte y la tecnología se fusionan para dar paso al futuro. Hasta hace un tiempo, pensar en arte era imaginar a Picasso o Dalí, y hablar de tecnología era pensar en un computador o un teléfono. Ahora, para artistas, diseñadores y arquitectos, ambos ámbitos funcionan de la mano; tanto así que hoy en día pueden crear piezas de diseño impresionantes con tan solo tener una Workstation de la familia HP Z en su oficina.

La tecnología proporciona nuevas herramientas para que los artistas evolucionen y puedan expresarse y crear piezas y shows impensables hace algunas décadas, hablamos, por ejemplo, del arte tridimensional, la inteligencia artificial o las fotografías y las imágenes digitales.

• Un computador “pinta” un “Rembrandt” gracias a la inteligencia artificial

Para conseguir una pintura ya no hace falta que un artista se siente frente a un lienzo en blanco. O al menos no es la única forma, ya que, con inteligencia artificial y un computador, esto es posible. Más de 300 años después de la muerte de Rembrandt, el gran pintor holandés del siglo XVII, apareció una nueva obra con su sello característico, pero que en realidad no fue pintada por él.

El trabajo es obra de un equipo de científicos, historiadores e ingenieros, quienes utilizaron un computador, algoritmos y tecnología de impresión en 3D para crear un retrato similar a como lo haría Rembrandt. Muchos debaten si esta pieza puede o no ser considerada un “Rembrandt”. Más allá de este dilema, lo impresionante de este proyecto es la capacidad de la tecnología para vincular arte y algoritmos y dar como resultado una pieza de esta magnitud .

De hecho, son muchos los artistas contemporáneos que ya utilizan la tecnología para crear increíbles obras . El artista peruano Fito Espinosa es uno de ellos. El conocido pintor e ilustrador asegura que disfruta mezclar lo natural, que es el arte de dibujar, con los medios digitales como la tecnología que ofrecen las Workstation de la familia HP Z. Dibujar directamente sobre una tableta como la HP Z Book Workstation le ha permitido expandir sus obras a nuevos formatos sin perder la sutileza de los trazos manuales.

• Grafitis con láser

Los grafitis son piezas propias del arte callejero y urbano. Su característica principal es que se realizan en lugares públicos y por lo general sin autorización. Este tipo de manifestación artística suele crearse con pintura en aerosol, pero el proyecto ‘Laser Tag’ del tecnólogo y artista James Powderly y el arquitecto Evan Roth, le ha dado una nueva dimensión.

Laser Tag 2.0 es un sistema que con herramientas tecnológicas como un computador portátil, un software, una cámara web, un proyector y una pluma láser, dibuja en cualquier lugar sin dejar huellas de aerosol. Y si bien esa es la esencia de los grafitis, esta tecnología propone una alternativa diferente: sobre una superficie se proyecta un grafiti de luz mediante un sistema informático que reconoce los movimientos de un puntero láser.

De esta manera la tecnología crea obras de arte en pocos minutos y en cualquier lugar a solo unos metros de distancia. Entre los lugares famosos que se han ‘grafiteado’ con esta técnica están el puente de Brooklyn en Nueva York, el Coliseo de Roma y el Museo Nacional Británico de Arte Moderno. Eso sí, el grafiti no es permanente; solo dura el tiempo en que esté encendido el equipo o cuando se cambie por otro diseño proyectado desde el computador.

• Lexus Design Disrupted, una representación teatral holográfica

El evento ‘Lexus Design Disrupted’ presentó un proyecto en el que convergieron arte y tecnología. El fabricante de automóviles de alta gama de origen japonés organizó una presentación para la Semana de la Moda en la que mostró la primera experiencia de arte holográfico en vivo.

Lexus, en asociación con el estudio multimedia LEGS, creó un espectáculo visualmente impresionante basado en una representación teatral. Para integrar este tipo de arte escénica con la tecnología se utilizó la proyección holográfica 3D, el mapeo 3D y una narrativa coreográfica. Así, el escenario se convirtió en un show ilusorio en el que los hologramas 3D interactuaban de forma casi perfecta con sus homólogos de la vida real.

El arte siempre se ha caracterizado por ir más allá de los límites de la mente humana y por cambiar la forma de pensar y sentir. La tecnología ha hecho lo mismo en los últimos años, por ello su conexión con el arte proporciona experiencias increíbles.

Las Workstation de la familia HP Z son herramientas perfectas para combinar arte y tecnología, ya que cuentan con la potencia suficiente, no solo para hacer simulaciones y modelado en 3D, sino también para editar vídeos en altas resoluciones y trabajar con los programas más exigentes. L o mejor de todo, es que lo hacen de una forma rápida y cómoda para una experiencia digital de primer nivel.

Explora tu creatividad y hazla realidad con HP. Conoce aquí más de las Workstations HP.

Para leer este artículo completo, suscribase aquí